img Curvas para el CEO  /  Capítulo 6 Invitaciones  | 6.98%
Instalar App
Historia
Capítulo 6 Invitaciones
Palabras:1506    |    Actualizado en:05/01/2023

No sé ni cómo lo hice, pero luego de semanas de trabajo finalmente tenemos un par de pequeños comienzo, un ejemplo de diseño para presentarle al cliente. Tengo un borrador con alguna información, ejemplos de colores, algunas imágenes de referencia. No tienen idea de como me he esforzado, he estado casi día y noche en la oficina y por momentos pensé o más bien dudé de que todo sea en vano. Los ojos me duelen de estar tanto tiempo en la pantalla, sin descanso.

Mi compañera Katie no ha hecho básicamente nada, además de dar algunas ideas y “corregir” todo lo que hago, solo para dejarlo tal como estaba antes.

Por otra parte, Brandon, debo reconocer que ha intentado ayudarme, le ha gustado lo que ha visto de los primeros ejemplos y todas las opciones, pero generalmente le he dicho amablemente qué gracias, pero no gracias a su ayuda. Me da una mirada frunciendo su ceño, claro que si necesito ayuda ¡estoy haciendo esto casi sola! Pero no la quiero de él.

No quiero que piense que somos amigos o que podemos hablar o algo así, muchos menos que me pida favores por él ser tan caballeroso, salvador y maravilloso por ayudarme. A mí la pobre chica. Espero que ser tan terca no me juegue en contra en el futuro, pero realmente no puedo ni verlo.

Hoy es un día muy importante porque vamos a presentarle el primer avance del proyecto al jefe de Brandon. El mismo Brandon y Mike están muy conformes, pero yo me estoy comiendo las uñas, realmente estresada. Me coloco un vestido largo azul oscuro, con mangas largas y que llega hasta un poco arriba de mis tobillos. Tengo unos zapatos negros que me hacen parecer profesional y me coloco solo un poco de maquillaje. Mi cabello está atado en una cola de caballo y uso pocos accesorios.

Sin embargo, me siento bien con mi elección, creo que me veo lo mejor posible. Lizzie siempre dice que vestirse a gusto y bien ayuda en como va a ser el resto del día. Creo que tiene razón, en algo ayuda, me siento un poco más confiada. En lo que salgo soy sorprendida por el lindo vecino que me ve y sonríe.

—Hola hola querida vecina— este hombre es realmente un encanto, pienso sonriente. Robbie está vestido informal e igualmente se ve lindo, pero no solo es físicamente, sino que tiene ese aire de ser un tipo simplemente agradable. Me sonríe con dulzura y vaya… mi día parece comenzar bien. Al menos me hago esa ilusión.

—Buenos días para ti— respondo y nos miramos de reojo en el ascensor.

—¿Vas al trabajo?— me pregunta con una sonrisa. Dios se ve hoy más lindo, no son ideas mías.

—Exactamente… tengo una reunión importante— explico haciéndome la simpática. Nunca soy así, pero, como ya dije… él es lindo. Le digo un poco de lo que hago y le agrada la idea de que sea diseñadora y esté luchando por hacer lo que amo. Parece ser muy empático, y por primera vez a alguien le ilusiona lo que haga.

—Pues que tengas mucha suerte… algo me dice que te va a ir muy, pero muy bien, estoy seguro de que eres una chica muy exitosa e inteligente—

—Gracias —respondo yo tímidamente. Me derrito, aquí mismo, en el ascensor.

—Sabes, me preguntaba… ¿te gustaría salir un día?— pregunta Robbie de repente y me quedo estupefacta.

—¿Salir como…como qué?— pregunto, yo no vaya a ser qué escuché mal o me estoy haciendo ideas.

—Como una cita claro está—completa él —Si tú quieres, obviamente, podríamos ir a tomar algo o a comer… para conocernos mejor—dice y yo me siento ruborizada. No sé ni qué decir… no estoy acostumbrada a estas cosas. Él se ve… sincero. Dios mío me está pidiendo salir, un chico lindo, el vecino lindo músico me está pidiendo salir

—¿Por qué saldrías conmigo?— pregunto y desde el momento que mis palabras salen de mi boca me doy cuenta de que es una gran estupidez, con razón nunca sales con chicos, me digo a mí misma. ¡Pero qué tonta! ¿Quién dice algo así? Él se encoge de hombros, como si fuera lo más normal del mundo.

—Creo que eres una chica linda y agradable, buena persona… interesante— dice con esa media sonrisa que me agrada. Ante semejante respuesta de él, obvio que respondo que sí.

—Ohhh si… Sí. Si me gustaría salir contigo—digo confiada, por primera vez en mi vida, confiada.

—¿Qué te parece mañana? Te paso a buscar por tu departamento— dice con una gran sonrisa y así quedamos. aún no lo puedo creer.

¡Tengo una cita! Realmente es impensado, aquí estaba yo llorando por mi suerte y un hombre lindo aparece y de la nada, me invita a salir. Voy a la oficina, un poco más ligera, casi… contenta. Tengo un nuevo proyecto, un cliente importante, y si mi ex crush vino a atormentarme la vida ¡Pero tengo una cita! Casi podría bailar de felicidad ¡Una cita con un chico lindo! ¡Un chico que me gustaba! ¡Y que dijo que yo era linda, agradable, buena persona e interesante! ¿Quién lo hubiese creído?

La reunión fue mejor de lo que había pensado, el cliente que trajo Brandon es un hombre serio, mayor con barba y piel morena, se veía estricto, pero realmente parecía contento con los resultados. El ejemplo que hice con texturas modernas y algunos colores vibrantes le gusto particularmente.

Para la marca del evento mostramos varias opciones, y parecía que, en general, le había gustado por donde íbamos. Me sentía feliz con los comentarios, aun cuando Katie intentó llevarse todo el mérito por lo hecho, cosa que no lo vi venir. Sabía que era una víbora odiosa, pero esto… demonios. Hay que caer bastante bajo, sin duda tengo que tener cuidado con esta mujer.

No importa, pienso lo que realmente debo celebrar es que les gustó lo que hice y que seguramente habrá más proyectos. Les gustó y hasta hicieron pocos cambios ¡Mi diseño fue un éxito y tengo una cita! La vida es buena, pienso, mejor de lo que pensé.

Brandon tenía una sonrisa muy abierta en todo momento, se veía… orgulloso. Después de revisar datos, costos y otros temas, mi jefe anuncia que iremos a cenar a un restaurante lujoso en el centro de la ciudad. Yo no soy de salir mucho, así que no tengo muchas expectativas, será solo una reunión de trabajo más, en un lindo lugar, seguramente con buena comida pero siempre hablando de trabajo.

El restaurante es realmente hermoso y creo que nunca había estado en un lugar así. La comida que traen es fantástica y voy probando de todo poco a poco. Me siento mejor que él no me vea comer, no me gusta que la gente lo haga, siento que me miran y piensan que debería comer menos, que ya es suficiente. Cuando él está cerca vuelvo a ser la cerdita del colegio y no la Adelaida que tanto me ha costado llegar a ser. Así estamos, retrocedí todo lo que había logrado en mi autoestima.

Sin embargo, puedo notar como me busca con la mirada, aunque tiene al lado a Katie quien hace todo lo posible por llamar su atención. Puedo ver inclusive como juega con su cabello rojizo coqueteando. Yo intento hablar con los compañeros que tengo cerca, muchos me felicitan por mi trabajo y aunque el ambiente es muy bueno, preferiría salir con Liz, inclusive… me pregunto cómo será mi cita con Robbie.

Tengo pésima suerte para las citas, además de que tengo años sin tener una. Pero tengo una extraña esperanza, una buena energía en el ambiente. Algo diferente que me hace sentir mejor.

En un momento me levanto para ir para el baño y de regreso aprovecho de ver el restaurante en los otros espacios que tiene. Las lámparas son de cristales y la decoración es magnífica, debe ser un trabajo encantador hacer algo así. Hay pequeños cuadros más bien antiguos, pero todo parece estar en perfecto lugar, se ve que todo ha sido colocado con un objetivo, nada es al azar, realmente el diseñador fue muy dedicado y creativo.

Se siente en el ambiente, le da carácter al lugar. Hay un estampado magnífico en las paredes y sueño con ser ese tipo de diseñador, el que hace cosas hermosas para alegrar la vida de otros, no logos, y afiches. Pero bueno, poco a poco.

Voy hacia un pequeño espacio semiabierto. Parece ser una pequeña bodega, ya que veo muchos vinos, perfectamente apilados. Un camarero pasa caminando y me indica que puedo ver sin problemas y me quedo ahí, alejada de todos, revisando ese bello espacio, parece entre antiguo y moderno. Estoy de espaldas cuando escucho que alguien me habla y me sobresalto sin poder evitarlo.

—Realmente si me estás evitando— escuchó decir a Brandon, quien me habla con voz alta, casi molesto. Demonios y demonios… debe haberme seguido. Se acerca más hacia mí y yo doy un par de pasos atrás.

Anterior              Siguiente
img
Contenido
Capítulo 1 Encuentros inesperados Capítulo 2 La burla del colegio Capítulo 3 Princesa Capítulo 4 Las escondidas Capítulo 5 Pedidos al destino Capítulo 6 Invitaciones Capítulo 7 Entre vinos Capítulo 8 Confusión Capítulo 9 Tulipanes Capítulo 10 Cita
Capítulo 11 Concurso de preguntas
Capítulo 12 Talla mediana
Capítulo 13 Marcas
Capítulo 14 Soluciones
Capítulo 15 El closet
Capítulo 16 Pedidos
Capítulo 17 Salvada
Capítulo 18 Un poco de paz
Capítulo 19 Aspen
Capítulo 20 En sus brazos
Capítulo 21 Cuidados
Capítulo 22 Visitas inesperadas
Capítulo 23 Amabilidad
Capítulo 24 Atenciones
Capítulo 25 Cercanías
Capítulo 26 Soledad
Capítulo 27 El silencio
Capítulo 28 La conversación
Capítulo 29 Familia es familia
Capítulo 30 El vestido
Capítulo 31 Físico
Capítulo 32 Aceptación
Capítulo 33 Acuerdos
Capítulo 34 Acuerdos II
Capítulo 35 Los diez minutos
Capítulo 36 Recuerdos
Capítulo 37 Su casa
Capítulo 38 El presente
Capítulo 39 El fin de semana
Capítulo 40 Enemigos
Capítulo 41 Sabotaje
Capítulo 42 Los otros
Capítulo 43 La cena
Capítulo 44 Historias
Capítulo 45 Medias verdades
Capítulo 46 Mensajes
Capítulo 47 La fea verdad
Capítulo 48 El pasado me alcanza
Capítulo 49 Confesiones
Capítulo 50 Corazón abierto
Capítulo 51 Gustos
Capítulo 52 Un nuevo día
Capítulo 53 Alcohol
Capítulo 54 Necesidades
Capítulo 55 Curvas
Capítulo 56 Llamadas perdidas
Capítulo 57 Baby
Capítulo 58 Celos
Capítulo 59 Billy
Capítulo 60 Lluvia y malestar
Capítulo 61 Pie de cerezas
Capítulo 62 Las disculpas
Capítulo 63 Deportes
Capítulo 64 Baño
Capítulo 65 En pareja
Capítulo 66 Días felices
Capítulo 67 Cumpleaños
Capítulo 68 En la casa de los sueños
Capítulo 69 La boda
Capítulo 70 Mi Brandon
Capítulo 71 Apariciones
Capítulo 72 La fea verdad
Capítulo 73 Omisiones
Capítulo 74 Enfrentamientos
Capítulo 75 Confesiones
Capítulo 76 Intentos
Capítulo 77 Fantasma
Capítulo 78 Nuevo camino
Capítulo 79 Despedidas
Capítulo 80 Vueltas de la vida
Capítulo 81 Engaños
Capítulo 82 Fortaleza
Capítulo 83 Reencuentro
Capítulo 84 La nueva información
Capítulo 85 Penitencias
Capítulo 86 Todo vuelve
img
  /  1
img
img
img
img