Instalar APP HOT
Inicio / LGBT+ / LA FORTUNA DE CARLOS
LA FORTUNA DE CARLOS

LA FORTUNA DE CARLOS

5.0
1 Capítulo
62 Vistas
Leer ahora

Acerca de

Contenido

un hombre con vida heterosexual, se tendrá que enfrentar a su mayor deseo al mismo tiempo un hombre con hijos tendrá que decir si prefiere su felicidad o la de su familia.

Capítulo 1 La cuarta es la vencida

NO faltaba mucho para la media noche, cuando por fin pude pudo darme un tiempo para mi mismo, me quite la ropa quedando solo en boxer, Abrió su laptop que usaba mas que nada para el trabajo, a la cual sus hijos no tenían acceso, busco su pagina de internet favorita, donde encontraba el contenido que mas le gustada, la pagina de osos.

las imágenes porno aparecieron rápidamente, todos hombres gordo dandose amor entre ellos, hombre gordos acompañados de un hombre delgado y otros musculosos, pero en cada video aparecía algún hombre gordo. no tardo mucho en encontrarse con el video d eun hombre gordo al que un hombre musculoso le hacia un oral. me comence a frotar la verga, que se me endureció rápido, me quite en boxer y di play al video, usando audifonos, pase mi mano de arriba a abajo lentamente, mientras el hombre musculoso dejaba de hacerle oral al gordo, para después dedicarse a chupar las tetas de aquel hombre grande.

segui jalando mi verga, lentamente y en momentos rapido, entonces en la pantalla enfocaron el enorme culo gordo, que tenia algo de bello, senti como se me hacia agua la boca. el hombre gordo ponia su cara entre las nalgas de aquel hombre.

segui jalandome la verga cada vez mas rapido, escuchando los pujidos del gordo. hasta que los mecos salieron disparados hacia el techo, senti placer intenso, mucha leche salio de mi, mi verga siguio dura, pero no me masturbaria otra vez, ya llevaba cuatro veces haciendolo en el día y cada vez salía la misma cantidad de mecos.

todo por culpa de aquel gordo que vi pasando fuera del gimnasio, cuando abrí la puerta del local, el gordo mas joven que yo, trabajaba enfrente de mi gimnasio, el un puesto de tacos, lograba verlo desde la ventana del segundo piso, muy guapo y joven, calculaba que unos veinticinco. sus tetas eran enormes y cada vez que caminaba sus tetas rebotaban, igual que su panza.

me masturbe en el baño del gimnasio a las 9 de la mañana, después a las 12 del día y otra vez cuando el gordo cargaba algunas cosas a una camioneta, junto a los otros taqueros. a las 4 de la tarde.

y eso solo significaba una cosa, necesitaba estar con un gordo, hacia bastante que no estaba con ningún hombre, y ahora lo necesitaba.

Seguir leyendo
img Ver más comentarios en la APP
Recién lanzado: Capítulo 1 La cuarta es la vencida   02-12 14:09
img
Instalar App
icon APP STORE
icon GOOGLE PLAY