img TU MUÑECA FAVORITA  /  Capítulo 1 Yo soy keyla  | 
img
TU MUÑECA FAVORITA
img img img
Capítulo 1 Yo soy keyla
367    |    29/07/2022

Ser adolescente es complicado. Los sentimientos fluyen cada día como un torrente y se adquiere un aluvión de experiencias que pueden llegar a ser abrumadoras.

A mis quince años, creía saber muchas cosas de la vida, pero estaba equivocada, mi historia empieza ahora. Bajo mi actitud de niña indefensa, descubro que se esconde una gran luchadora de carácter fuerte.

Mis experiencias vividas me envuelve en gran parte de mis problemas, problemas que tendré que aprender a solucionar yo sola.

Creo que tengo los mejores padres del mundo. Decidieron ponerme Keyla, un nombre que me encanta, tiene algo de exótico y peligroso a la vez.

Actualmente tengo veinte años, me considero una persona muy normal, mi cabello es rizado, largo y de color naranja, mis ojos son verdes, grandes y muy llamativos.

El color de mi piel es como la porcelana, lo que hace que mis mejillas se tiñan de color rosado enseguida. Tengo unas pecas espantosas, alrededor de mi pequeña nariz, las cuales odio y tapo todos los días con algo de maquillaje. Mido

poco más de metro sesenta, mi cuerpo es pequeño, pero mi fuerza interior es la que me hace sobrevivir a todas las batallas que existen a lo largo de mi vida.

Soy una gran estudiante de la informática, me quedan poco más de seis meses para terminar mi carrera y… ¡Menos mal! Porque ya llega el verano y espero que este sea muy especial.

Vivo en Cáceres, comparto piso con mi gran amiga Sandra, a la que conozco desde pequeña; su novio, Rubén, se vino con nosotras a vivir hace menos de un año.

Sandra tiene el cabello moreno, liso y tan largo que le llega a la cintura, también es un poco más alta que yo, con un cuerpazo de escándalo.

Por otro lado, está Rubén, que es el típico tío bueno de las pelis; él es alto, con el pelo color castaño claro, tiene unos músculos impresionantes, ¡está buenorro el tío!, hacen una pareja espectacular.

Me da cierta envidia la pareja que forman. ¡Se llevan tan bien, que se me cae la baba! A veces siento que solo convivo con una persona en casa, son mis mejores amigos, les quiero tanto.

            
img
img
  /  1
img
img
img
img